Las mejores recetas fáciles y rápidas
Consejos de cocina

Cómo cocinar pechugas de pollo húmedas y tiernas en todo momento

Cómo cocinar pechugas de pollo húmedas y tiernas en todo momento

Hay muchas cosas que pueden salir mal cuando cocinas pechuga de pollo, aprender a hacerlo correctamente te servirá y evitará que la carne quede seca y desagradable. Cocinar correctamente las pechugas de pollo en el horno no sólo las hace tiernas y húmedas, sino que también están deliciosas.

Puedes cocinar tantas pechugas en el horno como quieras y guardarlas en la nevera para un bocadillo rápido o recalentarlas después para una comida caliente, tienen un alto contenido en proteínas y son muy saludables, van muy bien con ensalada de acompañamiento y puedes añadirles una gran variedad de sabores.

Una vez que hayas aprendido lo básico de cómo cocinar pechugas de pollo, podrás añadirles especias y otros sabores, las pechugas seguirán siendo muy sabrosas.

Empecemos por lo básico:

A la hora de comprar pechos, hay que fijarse en algunas cosas. En primer lugar, asegúrate de que son frescos, compra la carne en tu carnicería local. En segundo lugar, asegúrese de que las pechugas tengan un tamaño uniforme, de lo contrario podrían cocinarse de forma desigual. Otra cuestión importante, como siempre apunto en mis escritos, es intentar consumir sólo carne ecológica, que es más saludable para ti y reduce el victimismo de los pollos industriales,

Bien, ahora vamos a empezar la preparación:

Lavar bien las pechugas de pollo y retirar el exceso de piel, grasa y carne. Cortar las pechugas de pollo por la mitad para tener dos trozos grandes. Los pechos deben ser suaves y uniformes.

Si alguna vez se preguntó cómo cocinar la pechuga de pollo y mantenerla húmeda y tierna, asegúrese de marinarla. Tome 8 tazas de agua y mézclela con un tercio de taza de sal y un tercio de taza de azúcar, añada 2 cucharadas de vinagre y mézclelo hasta que los sólidos se disuelvan en el agua, este adobo es suficiente para 6 pechugas enteras (12 mitades), ajuste los ingredientes según la cantidad que esté haciendo.

Marinar las pechugas en el agua durante al menos treinta minutos, pero no más de una hora.

Después de sacar las pechugas de la marinada, condiméntalas inmediatamente con las especias que quieras, frota las pechugas con zumo de limón recién exprimido y mételas inmediatamente en el horno precalentado.

Estas son las pautas de cocción (para 6 pechugas enteras):

Temperatura del horno: 356F o 160C

Tiempo de cocción: 35-45 minutos

Temperatura objetivo de la carne: 160F o 70C

Ahora ya sabes cómo cocinar las pechugas de pollo correctamente, este método también mantendrá las pechugas húmedas y tiernas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *